top of page

SE PREVÉ UN AUMENTO DEL CÁNCER ORAL EN BALEARES ENTRE 2024 Y 2050

  • El tabaco y el alcohol son los responsables del 90% de los cánceres orales. La exposición al sol, el VPH, una mala higiene o una dieta deficiente, también son factores que hay que tener en cuenta. 

  • Uno de los peligros reales de este cáncer es que, en sus primeras etapas, puede pasar desapercibido. Puede ser indoloro y es posible que las lesiones sean mínimas. 

  • Una vida saludable, realizar autoexploraciones y visitar al dentista de forma periódica, son los factores preventivos más importantes.

 

Con motivo del Día Europeo contra el Cáncer Oral, que se celebra hoy, el Colegio Oficial de Dentistas de Baleares y la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) recuerdan que la prevención, la autoexploración y un diagnóstico precoz son clave para superar el cáncer oral.


En 2023 se diagnosticaron casi 6.300 nuevos casos de cáncer en Baleares, de los cuales 90 eran cáncer oral. La AECC estima que en 2025 se diagnosticarán 98 nuevos cánceres de labio y cavidad oral en Baleares. Una cifra que irá en aumento hasta los casi 140 casos en 2050. 


El cáncer oral afecta a casi el doble de hombres que de mujeres en nuestras islas: 59 hombres afectados en 2023 por 30 mujeres. En cuanto a la mortalidad de este tipo de cáncer, la Asociación Española Contra el Cáncer señala que 20 personas murieron de cáncer oral en Baleares durante el 2023, el 60% eran hombres y el 40% mujeres.



Los 3 signos de alarma del cáncer oral

Tal y como señala el Consejo General de Dentistas de España, uno de los peligros reales de este cáncer es que, en sus primeras etapas, puede pasar desapercibido. Puede ser indoloro y es posible que las lesiones sean mínimas. El cáncer oral puede presentarse de muchas formas, pero existen unos signos llamados de “alarma” que nos deben obligar a consultar urgentemente a un profesional sanitario. Puede aparecer como una mancha de color blanco o rojo en la boca, o una pequeña úlcera dura que se parece a un afta común y que no se cura en unas dos semanas. Otros síntomas incluyen dolor o dificultad para tragar, hablar o masticar. El dolor de oído persistente en un solo lado también puede ser una señal de advertencia. 


No siempre estos signos son sinónimos de cáncer oral. Por ello, no te precipites en el diagnóstico y consulta a un profesional de inmediato para salir de dudas. Ten en cuenta que una lesión diagnosticada precozmente, mejora de manera muy considerable el pronóstico de esta enfermedad.


El cáncer puede pasar desapercibido durante sus estadios iniciales por lo que muchas veces se encuentra avanzado cuando el paciente requiere cuidados. Por ello la tasa de supervivencia a los 5 años es de tan solo el 50%. Las localizaciones más comunes son la lengua, el interior de las mejillas y el suelo de la boca. El tratamiento normalmente incluye una combinación de extirpación quirúrgica, radioterapia o quimioterapia, sin embargo las tasas de supervivencias permanecen de las más bajas de todos los cánceres y no han variado en las últimas décadas.


Las causas principales del cáncer oral son el tabaco y el alcohol (90% de todas las causas de cáncer oral). El masticar tabaco junto a otras sustancias carcinogénicas como el betel, es una causa muy común en Asia; sin embargo la infección por papilomavirus humano (VPH) se está convirtiendo en un factor de riesgo emergente, sobre todo en países de altos ingresos. Los profesionales de la salud bucodental están en una posición privilegiada para detectar signos precoces del cáncer oral, pero, sin embargo, la oportunidad de un simple examen oral es frecuentemente olvidada.



Signos de alarma del cáncer oral


Los factores de riesgo

El daño acumulativo de factores como el tabaquismo, el consumo no moderado de alcohol y las infecciones virales persistentes como el VPH, son los principales factores de riesgo. Pueden pasar varias décadas fumando, por ejemplo, para precipitar el desarrollo del cáncer. El consumo de tabaco en todas sus formas es el número uno en la lista de factores de riesgo de cánceres de la cavidad oral en personas mayores de 50 años.


“La incidencia del cáncer oral en pacientes fumadores aumenta drásticamente”, advierte Ignacio García-Moris, presidente del CODB, “y quisiera que todo el mundo supiera que el cáncer oral mata, al año, a más personas que los accidentes de tráfico. El consumo de tabaco es algo que tiene que tomarse muy en serio y debe dejarse cuanto antes. Fumar sólo nos puede traer problemas como pueden ser manchas en los dientes, mal olor en el aliento, enfermedad en las encías, disminución de la percepción de sabores y olores, retraso de la cicatrización de las heridas en la boca, provoca muchos de los fracasos en los tratamientos dentales, altera la composición de la saliva, favorece una mayor incidencia de caries en los pacientes, predispone a la infección por hongos y aumenta exponencialmente el riesgo de cáncer oral”.


Históricamente, al menos el 75% de los diagnosticados a los 50 años o más han sido consumidores de tabaco. Cuando se combina el tabaco con el consumo excesivo de alcohol, el riesgo aumenta significativamente, ya que los dos actúan sinérgicamente. Aquellos que fuman y beben, tienen un riesgo 15 veces mayor de desarrollar cáncer oral.


El tabaco y el alcohol son factores esencialmente químicos, pero también pueden considerarse factores de estilo de vida, ya que tenemos cierto control sobre ellos. Además de estos, existen factores físicos como la exposición a la radiación ultravioleta, agente causante de cánceres de labio, así como de cánceres de piel.



¿Cómo prevenirlo?

Existen factores de protección frente al cáncer oral:

– Consumo de frutas y verduras

– Mantener una buena higiene oral

– Curar las lesiones que puedan aparecer antes del cáncer


Existen factores que favorecen el cáncer oral:

– Consumo de tabaco

– Consumo excesivo de alcohol

– Infección por ciertos tipos de virus del papiloma humano

– Existencia de algún elemento que produzca roce continuado en la cavidad oral


¿Qué puede hacer mi dentista frente al cáncer oral?

El dentista es el mejor profesional para diagnosticar las lesiones potencialmente malignas y el cáncer de la cavidad oral. Las revisiones periódicas y el diagnóstico precoz salvan muchas vidas.


Comentários

Avaliado com 0 de 5 estrelas.
Ainda sem avaliações

Adicione uma avaliação
bottom of page